¿Cómo vender un coche al desguace?

11 Diciembre, 2020

A la hora de desprenderse de un coche, la venta al desguace es una de las opciones que tenemos. Te contamos cómo hacerlo y qué ventajas te ofrece.

 

Comprar un coche es algo para lo que mucha gente sabe el proceso a realizar, dentro de las opciones disponibles. Vender el coche es algo distinto.

 

Sobre todo en determinadas situaciones, vender un coche y/o que lo den de baja supone un reto, principalmente por el desconocimiento del proceso que se debe desarrollar.

 

Para cuando se te presente esta ocasión, te detallamos en qué consiste vender un coche al desguace y también qué supone hacerlo, en comparación a otras modalidades de venta.

 

¿Cuándo vender un coche al desguace?

 

La mayoría de casos en los que los propietarios de un vehículo deciden vender el coche al desguace, se encuentran en una de estas situaciones:

 

  • El coche ha sufrido un siniestro y la reparación es demasiado cara.
  • El coche presenta una avería y su reparación es demasiado cara o incluso no se encuentra el modo de repararlo.
  • El coche es demasiado viejo y no se le da prácticamente ningún uso.

 

Ventajas de vender un coche al desguace

 

En la actualidad tenemos muchas opciones para vender un coche.

 

Podemos negociar con el concesionario la venta del coche actual, para conseguir una rebaja en el precio final de un vehículo nuevo.

 

También podemos acudir al mercado de segunda mano y venderlo a un particular o a empresas que se encargan de este tipo de operaciones.

 

Entre las opciones, también tenemos la de vender un coche al desguace. Esta en concreto nos ofrece las siguientes ventajas:

 

  • Normalmente no se regatea. Tras analizar el estado del vehículo, se ofrece un importe concreto que es la oferta definitiva. Recomendable para quien no quiera negociar.
  • Un desguace ofrece seguridad respecto a la compra-venta entre particulares. Garantiza no usar el coche manteniendo tu nombre como propietario y que el proceso se hará según los cauces legales establecidos. De hecho, la baja del mismo se realiza en el momento de la venta y tú recibes los documentos acreditativos.
  • El estado del coche se analizará, pero un desguace es bastante más flexible frente a arañazos o golpes, ya que normalmente lo que le interesa está en el interior del vehículo, pues aprovechará sus piezas y componentes.
  • Solo un desguace que es Centro Autorizado para el Tratamiento de Vehículos por la DGT, tiene la capacidad legal para comprar un vehículo y darlo de baja o venderlo tras su reparación. Si acudes a uno de ellos, no debes temer ningún contratiempo legal en el futuro.

 

¿Cómo vender un coche al desguace?

 

Para vender un coche al desguace, la primera acción que hay que realizar es solicitar una oferta sobre el mismo.

Si no puedes llevar el coche, toma fotografías del vehículo por dentro y por fuera y coge la ficha técnica o una copia. Cuanta más información, mejor. Así el desguace podrá tener una idea más exacta del estado del vehículo.

Si la oferta que te hacen concuerda con tus objetivos de venta, la documentación que debes aportar en el proceso es la siguiente:

 

  • Tu carnet de conducir.
  • La ficha técnica del coche.
  • DNI del propietario o bien NIF de la empresa.

 

En el caso de que no puedas mover el vehículo, un servicio de grúa por parte del desguace o, en determinados casos, de tu propia aseguradora, puede encargarse de trasladarlo.