Blog

Qué hacer si declaran tu coche siniestro total

08 Octubre, 2021

Te contamos qué hacer en el caso de que declaren tu coche siniestro total y qué opciones tienes ante la tasación del vehículo si no estás de acuerdo.
 
Un coche siniestro total es el peor diagnóstico que se puede realizar a un vehículo. Por si fuera poco, puede que la tasación que se realice no sea de tu conformidad.
 
En este artículo te ayudamos a identificar qué se considera siniestro total, cómo se debe proceder en estos casos y qué opciones tienes con respecto a tu seguro.
 

¿Qué es siniestro total?

 
Se identifica siniestro total a aquél vehículo que, por robo o accidente, presenta una pérdida total.
 
Se asocia a este concepto un vehículo cuya reparación supera el valor que tenía antes de que sucediese el siniestro.
 
A nivel práctico, significa que el seguro que tenemos no se va a hacer cargo de los gastos de reparación del coche. Sin embargo, sí que va a ofrecerte una indemnización.
 

¿Qué hacer en caso de siniestro?

 
Si nuestro vehículo sufre un accidente, primero debemos rellenar el parte correspondiente, en caso de que haya sido con otro vehículo.
 
A continuación debemos ponernos en contacto con la aseguradora, que será quien mande un perito para valorar los daños sufridos.
 
Con esta valoración, es posible que se proceda a la reparación del coche o que sea declarado siniestro total.
 
En el segundo supuesto, la aseguradora te ofrecerá una indemnización del mismo, pero tú te quedarás sin coche.
 
En última instancia debes decidir si aceptar dicha indemnización o si la consideras insuficiente. A continuación te decimos qué hacer en estos casos.
 

¿Todos los seguros cubren un siniestro total?

 
La cobertura por siniestro total depende de cada aseguradora, pero hay una variante que es común a todas ellas, la relativa a la responsabilidad del accidente.
 
Si el accidente es responsabilidad de otro vehículo, su aseguradora es la que se encargará de valorar si es un siniestro total y de la indemnización que te corresponde.
 
Si el accidente es responsabilidad tuya, tu seguro solo cubrirá este supuesto en caso de que tengas contratada la cobertura de daños propios, normalmente asociada al seguro a todo riesgo.
 

¿Qué hacer ante una indemnización demasiado baja?

 
Como podrás suponer, la indemnización por siniestro total no te va a ofrecer el dinero suficiente para comprarte el mismo coche nuevo.
 
De hecho, se realiza la tasación en función del valor de mercado que tuviera el vehículo justo antes del siniestro.
 
Por tanto, la antigüedad va a ser un factor clave en dicha tasación y, cuantos más años tenga el coche, menor indemnización recibiremos.
 
Hay otros factores que influyen en esta indemnización. Por ejemplo los restos del vehículo tienen su propia valoración.
 
Si te quedas los restos, ya sea porque vas a reparar el coche por tu cuenta o porque vas a llevarlo tú al desguace, su valor se descontará de la indemnización.
 
Si no te los quedas, la aseguradora es la que se encarga de llevarlos a un Centro Autorizado de Tratamiento de Vehículos (CATV) y te entregará posteriormente el certificado de destrucción.
 
En cualquier caso, puedes aceptar o no la indemnización. Si la consideras demasiado baja, tienes derecho a negociar con la aseguradora el importe, aunque sin seguridad de que se vaya a cambiar.
 
También tienes derecho a contratar un perito independiente, aunque los gastos correrán por tu cuenta y la decisión final podría no ser determinante para la aseguradora.
 
Por último, puedes ejercer tus derechos relativos al artículo 1.902 del Código Civil. Si consideras injusta la tasación de tu vehículo, puedes repararlo por tu cuenta y reclamar judicialmente a la aseguradora del conductor responsable del accidente, que se haga cargo de los gastos de reparación.